Año Nuevo

3.1.16


Ya estamos aquí, trazando las primeras líneas de lo que será este nuevo año que como siempre pienso, será mejor que el anterior.


El año para mi terminó y empezó a unos cuantos kilómetros de Madrid, inundándome de una atmósfera rural e idílica.  Esta Nochevieja no podíamos dejar pasar la oportunidad de refugiarnos en una casita rural al calor de la chimenea, recordar historias, reír, bailar, querernos y estar en familia.

El día uno desayunamos todos en el gran salón con vigas de madera y ventanales. Mientras mis primos jugaban con Kira, nosotros admirábamos la belleza y la calma de las montañas.

Para terminar esta maravillosa entrada de año decidimos explorar un poco La Granja de San Ildefonso, que nos quedaba a unos pocos kilómetros, y disfrutar  de unos jardines espectaculares.

Sé que las fotos, que creo que expresan mucho sentimiento y aire hogareño, no detallan cada paso que dimos, pero lo suplo un poco describiéndolo. Era inevitable soltar la cámara y disfrutar del momento. 

Nos vemos pronto! FELIZ AÑO!


You Might Also Like

0 Alimentaron mi blog